Pin It

Widgets

¿Porqué celebramos el Cumpleaños de La Plata?

Visita La Plata | 19:37 |

Cada 19 de noviembre la ciudad de La Plata se paraliza mientras incontables columnas de vecinos caminan hacía Plaza Moreno, el epicentro histórico dónde se concentra el festejo central. Música, equipos de mates, arte, juegos, ferias, jóvenes y adultos; literalmente decenas de miles de personas en un solo lugar para consolidar un momento único: el Cumpleaños de la Ciudad.

En La Plata todos conocemos la historia de aquella legendaria gesta del 19 de noviembre de 1882, cuándo el gobernador Dr José Juan Dardo Rocha dio por fundada la Nueva Capital Bonaerense. La mayor parte del espectro político se oponía, descreían y hasta intentaron socavar el mayor proyecto de infraestructura urbana que ha tenido el país en los 200 años de vida. Incluso el mismo Presidente de la República y Padrino de la ciudad, Julio Argentino Roca, inventó una excusa para no asistir a la primera gran fiesta. Tampoco se hicieron presentes el Vice-Presidente ni el Ministro del Interior.

   

Surgida como un símbolo del proceso de federalización y pacificación nacional, La Plata creció a partir de su propio potencial social regional. La mayoría de los políticos, medio de comunicación y elites económicas afirmaban que pronto la ciudad se transformaría en un pueblo fantasma. Pero esto no ocurrió gracias al esfuerzo de los primeros platenses adoptivos que apostaron todo lo que tenían. Muchos eran inmigrantes que no hablan el idioma y que apenas tenían una sola chance para elegir dónde vivir.
Llegado 1890 La Plata era el hogar de 20 mil personas, contra todo pronóstico y deseo externo. No solo eran obreros, comerciantes y funcionarios administrativos. Estos primeros platenses fueron también quienes sembraron las primeras semillas de la identidad cultural local.

      

Ante la falta de respaldo nacional para fomentar la educación, el gobierno provincial y las organizaciones civiles se hicieron cargo de los primeros establecimientos. Lo mismo ocurrió con los centros de salud, la Universidad Provincial, los grandes teatros y los clubes deportivos.
El primer aniversario de la ciudad, el 19 de noviembre de 1883, comenzó con una recorrida a pie por todas las obras públicas que se estaban realizando. En poco tiempo esta actividad se transformó en sucesivas inauguraciones de espacios y palacios emblemáticos. No solo se recordaba la fundación, también se comenzó a festejar los progresos y los logros conseguidos entre todos.

      

Luego de 140 años se sigue celebrando con igual o más pasión. El 19 de noviembre reafirma un espíritu localista, un día dónde todos estamos orgullosos de ser platenses. Pero para ser honestos, principalmente es una excusa. Es un motivo encontrarnos, reunirnos, compartir, conocernos y celebrar durante todo un día. Desde que comienzan a tocar las primeras bandas locales, pasando por los sorteos, hasta alcanzar el cierre final con la presencia de algún artista de renombre nacional o internacional.
Desde el retorno de la democracia (1983) se han presentado Soda Estereo, Charly García, Memphis La Blusera, Iñaky Urlezaga, Los Palmeras, Andrés Calamaro, Lito Vitale, Hilda Lizarazu, Fabiana Cantilo, Miranda, Leo García, Alejandro Lerner, Paula Almenares y Silvina Moreno; entre muchos otros más.

“Ir a la Plaza Moreno” es una parte casi innata de todo platense, sea de nacimiento o adoptivo. Todos hemos caminado por las diagonales para llegar al epicentro geográfico. Todos estuvimos buscando un lugar para tomar unos mates con amigos y familiares. Es sabido que si alguien se pierde, siempre nos vamos a reencontrar en la Piedra o en la Catedral. Y al momento de los mejores recitales, todos fuimos parte de alguna cadena humana, agarrados de la mano, abriéndonos paso entre los laberintos de espectadores amontonados. Todos juntos celebrando, cantando, saltando, gritando y bailando. A veces cansados y transpirados, pero siempre alentando.

   

No importa la edad, el género, el lugar de nacimiento, las creencias religiosas, las posturas políticas ni los aspectos físicos. Ni siquiera es necesario ir acompañado, porque seguro que nos vamos a encontrar con alguien de mera casualidad. Mejor dicho, “con muchos alguienes”. Es literalmente imposible estar solo, porque dentro de la plaza no existen “los desconocidos”. En todo casos solo es un nuevo platense al que saludaremos por primera vez.

      

   

   


Archivo Fotográfico y Audiovisual:
- 137° Cumpleaños de La Plata - Homenaje a la Música Platense

Archivado en::